Bajo una gran presión, la IAAF decide si reintegra o no al atletismo ruso

Deportes
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La Federación Internacional de Atletismo (IAAF) deberá pronunciarse este martes sobre la reintegración o no de la Federación Rusa (RUSAF), suspendida desde hace tres años debido a un sonoro escándalo de dopaje.

En los salones del hotel Méridien de Mónaco, a la orilla de la playa del Larvotto, donde se reúne desde el lunes el Consejo de la IAAF, sus 27 miembros darán a conocer su posición a primera hora de la tarde: ¿Seguirá el castigo para el atletismo ruso o se le permite de nuevo participar en competiciones internacionales, algo que no ocurre desde los Mundiales de Pekín en 2015?

Una decisión a tomar bajo una gran presión, solo dos meses y medio después del levantamiento de sanciones por la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) a la Agencia Rusa (RUSADA), el atletismo mundial se encuentra bajo presión.

Todo hace indicar que la IAAF mantendrá la suspensión, apuntó a la AFP el miembro francés del consejo, Bernard Amsalem.

???Hay que ir hasta el final de las cosas. Se establecieron unas condiciones, si esas condiciones no son cumplidas hay que mantener la suspensión a Rusia???, declaró Amsalem.

La AMA criticada

Las condiciones para ese regreso son precisamente el eje de la controversia en el proceso de reintegración. La IAAF y su ???Task Force??? encargada de la evaluación de los progresos rusos en materia de lucha antidopaje establecieron tres requisitos: el fin de la suspensión de la Rusada (ya cumplido), el reconocimiento por parte de las autoridades rusas del sistema de dopaje institucional y el acceso a los datos del laboratorio de Moscú.

Los dos últimos puntos formaban parte asimismo de los requisitos previos de la AMA para reintegrar a la Rusada. En septiembre, la AMA estimó que dos cartas del ministro ruso de Deportes Pavel Kolobkov contenían un reconocimiento implícito. Sobre el tercer punto, la AMA dio a Rusia hasta el 31 de diciembre para dar acceso a los datos de su laboratorio para eventuales reanálisis.

Vivamente criticada, sobre todo a nivel interno por su vicepresidenta, la noruega Linda Helleland, por haber tomado una decisión ???política???, la AMA puso de paso a la IAAF en una posición incómoda.

???La IAAF tiene sus propios criterios de reintegración???, precisó el presidente de la instancia, el británico Sebastian Coe, para tratar de apagar el incendio.

Pero la RUSAF aumentó la presión al recurrir su suspensión ante el Tribunal Arbitral del Deporte (TAS) a finales de septiembre, al estimar que los criterios establecidos en la hoja de ruta de la IAAF habían sido cumplidos.

Posición delicada

En Mónaco, el noruego Rune Andersen, que dirige la ???Task Force???, presentará sus recomendaciones al Consejo el martes. Sebastian Coe deberá, en principio, hacer un llamamiento al voto en función de esas recomendaciones. El Consejo, que habitualmente sigue las indicaciones de la ???Task Force???, podría mostrarse menos dócil si estas son favorables a Rusia.

???¿Qué se haría si la AMA no llega a lograr los datos del laboratorio de aquí al 31 de diciembre????, pregunta Amsalem, partidario de una posición estricta ante Rusia. ???Sé de miembros del Consejo que, al igual que yo, no cederán???.

???Hemos reintegrado ya a numerosos atletas???, añade, cuando el número de atletas rusos que compiten en grandes competiciones bajo bandera neutral, por ser considerados con un pasado irreprochable en materia de dopaje, no cesa de aumentar: una en los Juegos de Rio-2016, 19 en los Mundiales de Londres-2019, 72 en los Europeos de Berlín el pasado mes de agosto.

La reunión de la IAAF en Mónaco no sólo debe servir para pronunciarse sobre el espinoso tema de Rusia, sino que se dará a conocer también la sede de los Mundiales de 2023 y por la noche, en el glamuroso Grimaldi Forum se celebrará la gala anual, en la que se conocerá el nombre del mejor atleta del año.

Fuente Diario Libre