?En Haití se conmemora el día la Altagracia tanto como en República Dominicana

Gente
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Muchos dominicanos confían sus más profundas peticiones a una imagen colocada con mucho celo en un gran santuario ubicado en Higüey. Se trata de la Virgen de la Altagracia, a quien se encomiendan como intercesora con el Padre para hacerle llegar las oraciones de los devotos de la Iglesia Católica.

Es una tradición que desde hace siglos se ha consolidado desde su origen, y muchos son los historiadores que coinciden en que surgió a raíz de un hecho histórico el 21 de enero de 1691, día en que se llevó a cabo la Batalla de la Sabana Real en la parte este de la isla de Santo Domingo, donde el ejército español, encabezado por Antonio Miniel, pidió a la Virgen de la Altagracia que le ayudara a ganar la contienda. Con la victoria de los españoles el ejército francés no logró la ocupar la isla completa, que para ese siglo todavía era una sola colonia.

Como era de esperarse, tras la victoria, realizaron una gran fiesta religiosa con motivo de veneración a la Virgen de la Altagracia, que luego se fue extendiendo por todos los habitantes de la isla.

Muchos son los historiadores que coinciden en que la fiesta oficial debería ser el 15 de agosto, y no el 21 de enero cuando es conmemorada, debido a que en esa fecha fue llevada la imagen de la Altagracia a la colonia. Sin embargo, ese día la Iglesia Católica celebra el Misterio de la Asunción de la Virgen María de los Cielos.

Por lo tanto, la veneración del pueblo haitiano por la Virgen de la Altagracia es tan antigua y fuerte como la de los dominicanos. Es por esto que muchos fieles del vecino país llenan las ceremonias que se llevan a cabo en el santuario de la Basílica de Higüey, donde se celebran misas en creole para aquellos que nos visitan desde Haití.

Para los que no pueden desplazarse, llenan las calles e iglesias de Haití conmemorando con la misma vehemencia a Nuestra Señora de la Altagracia con cánticos e instrumentos musicales como los dominicanos, tal como se aprecia en el video tomado ayer en la tarde en Puerto Príncipe, Haití, casi frente a la iglesia de la Altagracia de Delmas 65.

Fuente Diario Libre