El Estado fracasó en materia de salud y la gente se está muriendo, los hospitales lucen abandonados por la indolencia. No existe lo básico para atender a los pacientes, no hay material médico quirúrgico, medicamentos, alimentos; los quirófanos no cumplen con las normas básicas de higiene, los tomógrafos no funcionan por falta de mantenimiento oportuno, y el servicios de agua y electricidad son deficientes.

Más artículos...